158

¡Advertencia!

Las chicas buscan hombres mayores de edad

Si no tienes 18 años
No entres a esta página

Publicidad

En Colombia creemos que los tacos son solo eso: carne molida, tortillas duras, lechuga, tomate y cebolla. Pero el universo de los tacos es tan vasto como el del ceviche.

Aquí le damos tan solo tres ejemplos para que cambie su receta de siempre.

TACO DE ASADA

La punta de falda o arrachera es un corte de res jugoso y de muy buen sabor. En Colombia es un poco escaso, entonces puede reemplazarlo por lomo. Saltéelo en una sartén con sal y pimienta al gusto, y arme sus tacos con cilantro picado y con cebolla roja encurtida, que puede hacer así: córtela en julianas y póngala en un frasco con vinagre, ajo, pimienta en pepa, laurel y un cuarto de remolacha. Déjela por tres días en la nevera y listo. En caso de que no le guste el lomo, la cola de res es grasosa, pero de muy buen sabor. Póngala en una olla exprés por tres horas con pimienta, cebolla, tomate, tomillo y sal. Al final, deshuésela y saltee la carne en una sartén bien caliente para dorar.

TACO DE CERDO

La bondiola es una pieza del cerdo que tiene buena cantidad de carne magra y grasa. Córtela en tajadas y déjela marinando una noche en esta mezcla: cebolla, tomate, achote fresco –póngalo en un poco de vinagre para que suelte su sabor y color–, chile pasilla, todo salteado, licuado, cocinado y enfriado. Al final, saltee la carne con sal y pimienta, y arme los tacos con cuadritos de piña dorada –que se saltea de manera breve en una sartén–, cebolla roja en cuadritos, cilantro, goticas de limón al gusto y guacamole –le recomendamos el aguacate hass, porque no se pone negro tan fácil como ocurre con las otras variedades–.

Publicidad

Publicidad