Edición 138

¡Advertencia!

Las chicas buscan hombres mayores de edad

Si no tienes 18 años
No entres a esta página

Publicidad

Rugby: el deporte de las batallas de verdad

 - Autor: 

Los deportes que se juegan con las manos no sólo consisten en encestar o lanzar. En el rugby hay batallas.

El rugby -como casi todos los juegos de pelota- nació de la necesidad de meter un balón en un aro o de atravesar una línea con él a cualquier precio; fue primero que el fútbol (el soccer) y que su primo salvaje: el fútbol americano. En el rugby hay influencia del pok-ta-pok de los maya (500 a. C.) y tlachtli para los aztecas, el cuju de los chinos (300-200 a. C.), el kemari de los japoneses (200-300 d. C.), el episkyros de los griegos y el harpastum de los romanos.

Sin embargo, unos años después se practicaron en Europa juegos de pelota más violentos -e igual que a los juegos prehistóricos les hacían falta reglas- como la soule en Francia y el calcio en Florencia. El hurling en Irlanda y el ba game de los escoceses. En estos lugares, cada vez que se pactaban encuentros no era extraño que hubiera algún muerto. El rugby nació oficialmente en 1823 en las islas británicas y sus reglas frenaron los muertos pero no perdió la adrenalina ni la furia de sus jugadores, se convirtió en algo mucho más caballeroso.

Cuenta con un arco y su cancha es similar, aunque con otro tipo de delimitaciones, a las canchas de fútbol americano. Para lograr un try (anotar un gol) el equipo tiene que correr con la pelota en las manos evadiendo a los jugadores del equipo defensor, realizar pases a sus compañeros hacia atrás o al costado -el pase hacia delante está prohibido si se hace con las manos- y llegar al arco contrario.

Del 15 al 17 de julio se llevará a cabo en Bogotá el IV Iberoamericano de Rugby-Colsanitas. Los grandes favoritos son España y Venezuela.

Publicidad

Publicidad