Edición 140

¡Advertencia!

Las chicas buscan hombres mayores de edad

Si no tienes 18 años
No entres a esta página

Publicidad

El trago ideal para una tarde calurosa en Cali o Cartagena

Es quizá la bebida que más profundamente depende del paisaje. Pongan que es verano y que se sirve acompañando paella, a pocos metros del mar, en una terraza. Entonces la sencillez de su receta (mitad vino tinto, mitad gaseosa -la Sprite light es perfecta-, y mucho hielo) se convierte en algo primoroso, una ración de felicidad en cada trago.

Pero el tinto de verano, inventado en la venta Vargas, un bar de carretera de Córdoba, tiene un extremo sombrío. En España también se sirve en los restaurantes de menú del día que abundan en polígonos industriales. Quiten el sol, la arena, el oleaje de fondo y las delicias de arroz. El tinto de verano es entonces la forma de disimular el vino muy barato. En esos lugares la proporción de la mezcla es obligatoriamente personalizada: la cantidad de gaseosa (también sirve la soda) depende de lo insoportable del vino que se necesite camuflar, y de la tolerancia de ese bebedor. Pero olvidemos esto.

El tinto de verano es el trago perfecto para pasar la tarde y hablar horas con los amigos. Se puede preparar con un buen vino joven (no se le ocurra gastar su tinto de reserva). Incluso resulta posible refinar la receta: sugiero una rodajita de limón y un chorro de Martini. Y la paella. Y el mar. O una terraza en Bogotá en una de sus tardes de verano.

Recomendados

Vino: J.P. Chenet Cepa: Merlot Viña: Calvet País: Francia Precio: $26.000

Vino: La Celia Cepa: Malbec Viña: Finca La Celia País: Argentina Precio: $36.000

Vino: Cousiño Macul Don Luis Cepa: Merlot Viña: Cousiño Macul País: Chile Precio: $26.000

Publicidad

Publicidad